FAN-FORUM WARS. Partida XI: El Legado


Rendering Error in layout Widget/Social: Call to a member function exists() on null. Please enable debug mode for more information.
Más
11 años 1 mes antes #19 por skyana
Respuesta de skyana sobre el tema FAN-FORUM WARS. Partida XI: El Legado
Dentro de la cantina de Mos Eisley Kalas, el Lord Sith, avanza sin piedad mientras Ann permanece inmóvil estudiando estratégicamente la situación. Al acercarse a la mesa de los neimoidianos el Lord Sith les hace un gesto despectivo para que se aparten del lugar, quienes haciendo caso sumiso se retiran de forma inmediata. El Sith toma entonces asiento frente a Ann.

Kalas- Nunca te he visto por aquí. ¿Cuál es tu nombre y que es lo que buscas?

Ann- ¿quién quiere saberlo?

Kalas- Es verdad, no me he presentado. Mi nombre es Kalas y soy el propietario de este lugar

Ann- Soy Ann, una artista de coruscant y he venido por negocios.

Kalas- Creo que no solo eres una artista. La fuerza es un aliado poderoso en ti.

Ann- La fuerza… ¿me hablas de supersticiones?,¿ de arcaicas creencias? - Disimula. –

Kalas- Mientes… sabes bien de lo que te hablo.

Sencillo era para Ann camuflarse ante los neimoidianos u otras especies de la galaxia. Pero un sith no era engañado fácilmente por elementales trucos jedis y Kalas percibía los sentimientos de Ann. Había mucho dolor en ella y pronto la oscuridad comenzaría a ganar terreno. El sith no estaba dispuesto a perder la oportunidad de tener un nuevo aprendiz.

“La peor debilidad de un jedi es la vulnerabilidad a sus sentimientos” Sabía Kalas que había visto el punto débil de Ann…

Kalas- Percibo un conflicto en tu interior. La muerte de alguien a quien quieres mucho pero que sigue vivo en ti.

Ann- Te equivocas, créeme. No sé de dónde sacas semejante idea. –replicó.

Kalas- Tal vez debería decir que no ha sido una muerte común, sino un asesinato… El asesinato de tu mentor? – dice con un dejo de gozo en su expresión.

Los sentimientos de Ann pasaron tan drásticamente de la tristeza al odio como el cambio de polaridad en un circuito eléctrico. Una ola de ira recorrió sus entrañas. Su mano no dudó en tomar el sable de su cinturón y al activarlo una hoja de luz verde esfumó su tono sobre la palidez extrema del rostro del sith. Inmediatamente el sonido chirriante de otra hoja de roja energía bloqueaba a la verde, irrumpiendo la atmósfera del bar con sus habituales clientes convertidos esta vez en espectadores atónitos... Y entre matices destellantes de hojas cruzadas Kalas dice:

-El lado oscuro te hace fuerte. Lo puedo ver en tus sentimientos. Quieres venganza y yo podría convertirme en tu nuevo mentor y te ayudaría a encontrar al asesino…


.

Por favor, Identificarse o Crear cuenta para unirse a la conversación.

Más
11 años 1 mes antes #20 por Jedi1
Respuesta de Jedi1 sobre el tema FAN-FORUM WARS. Partida XI: El Legado
La decisión estaba tomada. Con total firmeza, Jedi1 realizó los últimos preparativos de su Starfighter y se disponía a completar lo que quedaba de su misión.

Joserael : Has meditado mucho esta vez.

Jedi1 : Sí, Maestro. Necesito mas tiempo para meditar... pero no puedo quedarme únicamente aquí, pensando. Tengo que salir ahí fuera y descubrirme a mí mismo.

Joserael : Tu mente está mas apaciguada ahora...

Jedi1 : Cuando todo este desorden acabe, entonces podré descansar como me gustaría. Mientras tanto... -mostró una sonrisa- tengo ganas de mostrar mis nuevos poderes.

El espíritu del viejo Maestro Jedi compartió brevemente la sonrisa, pero sus palabras fueron claras y dolorosas.

Joserael : Ya fuiste tentado una vez por el lado oscuro... volverá a ser un momento peligroso para tí.

Jedi1 agachó la cabeza.

Jedi1 : Trato de... olvidar eso.

La nave quedó finalmente dispuesta para un largo viaje hiperespacial. Después de programar los circuitos, las coordenadas y asegurarse de que había suficiente combustible, el Jedi1 se puso el traje de piloto y el casco de seguridad y se adentró en la nave.

Jedi1 : Mi destino será el planeta Fyrm. Las fotos que tomó el satélite mostraron que esta nueva especie es primitiva, pero con excelentes capacidades comunicativas y ciertos deseos de venganza sobre el Imperio. La opresión de éste lleva meses explotando su planeta. Si mis premoniciones son ciertas... estaremos ante un poderoso aliado. Un poderoso aliado...

Joserael :
De ser así... que la Fuerza te acompañe, joven Jedi1.

Jedi1 : Gracias, Maestro. Y que la Fuerza te acompañe a tí tambien.

Los motores del Starfighter elevaron la nave hasta alcanzar la atmósfera de aquel ecosistema verde, y en breve hasta alcanzar el espacio y la órbita. Cuando el vector de coordenadas situó la nave en posición de una ruta hiperespacial, los motores incrementaron la potencia y la nave saltó al hiperespacio. En unas horas habría alcanzado su destino.

Por favor, Identificarse o Crear cuenta para unirse a la conversación.

Más
11 años 1 mes antes #21 por General Darian
Destructor estelar Singularidad, en algún lugar del hiperespacio

La enorme nave imperial era como una sombra fantasmal atravesando el torbellino de luz y energía que era el hiperespacio. El negro casco del destructor estaba recubierto de polímero triprismático estigio, un raro sistema de camuflaje que dificultaba en gran medida su detección por la mayor parte de sistemas sensores. Incluso distorsionaba su apariencia al ojo humano, haciendo que la silueta de la nave se fundiese con el espacio circundante.

El Singularidad pertenecía al Servicio de Inteligencia Imperial, entre otros muchos dispositivos sensores avanzados se encontraba un transceptor maestro de hiperondas con total acceso a la holorred y conexión directa a todas las balizas repetidoras. Tal sistema era capaz de detectar cualquier conexión pirata a la holorred y rastrear la fuente de la emisión. Ahora, aquella poderosa nave estaba a las órdenes de uno de los generales más capaces y respetados del Imperio, el comandante de la legión 501ª de las tropas de asalto, una unidad de élite con una reputación temible.

El general Darian se encontraba en sus aposentos personales situados cerca del puente de mando. Sentado ante su escritorio repasaba los últimos informes de inteligencia junto a su jefe de estado mayor, el coronel Sulamar.
—Parece ser que la rebelión de Dureya fue un hecho aislado —comentaba el general—, aparte de pequeños intentos de rebelión por parte de sistemas marginales ningún otro alto cargo ha intentado nada parecido.
—Tienen miedo de los militares, general —el coronel Sulamar lo dijo con orgullo—. Saben que no podrían intentar tomar el control del Imperio sin que nos diésemos cuenta de sus intenciones. El destino del Gran Moff Dureya lo dejó bien claro.
El Gran Moff Dureya, del Sector Eriadu, había sido ejecutado por traición tras un juicio sumarísmimo ante el Tribunal Supremo de Justicia Imperial.
—Lo mejor que pudo haber hecho el emperador Dalen fue dejar el Imperio en manos de los militares —añadió el general—. Con el gran almirante Oviedo al frente del gobierno provisional, la estabilidad y el orden están garantizados. Pasemos ahora a otras cuestiones, coronel ¿Qué sabemos acerca de los insurgentes Jedi?
El coronel Sulamar frunció los labios en un leve gesto de frustración.
—No tenemos mucho acerca de los implicados en el asunto de Polis Massa, general. Tenemos a varios agentes a la caza de información y algunos cazarrecompensas en nómina a la búsqueda de aquellos Jedi que fueron identificados como tales. Hasta ahora nuestra mejor opción sigue siendo Yavin 4.
El general Darian dejó de mirar a su interlocutor y bajó la vista hasta los informes. Yavin 4 iba a dejar de ser un lugar neutral. Allí podrían encontrar personas relacionadas con los Jedi si no a los mismos Jedi. El Imperio haría lo necesario para acabar con las amenazas a su hegemonía.
—Avíseme cuando hayamos llegado a la periferia del sistema Yavin, Coronel. Puede retirarse.
El oficial imperial se levantó y saludó militarmente a su superior antes de abandonar la sala, dejando al general solo con sus pensamientos.

"Estamos hablando del Imperio, todo el que da órdenes es de primera categoría".
Han Solo (La Tregua de Bakura)

Por favor, Identificarse o Crear cuenta para unirse a la conversación.

Más
11 años 1 mes antes #22 por skyana
Respuesta de skyana sobre el tema FAN-FORUM WARS. Partida XI: El Legado
Una cruz formada por un rayo verde y otro escarlata entrecruzaban sus líneas como suele ocurrir con los destinos...a veces se entretejen como redes y otras vidas son atraídas para formar parte de sus intrincados hilos. El camino del sith se había cruzado con el de la jedi que se encontraba en el momento más vulnerable de su vida.

Ante el contacto visual con los ojos del sith, el mundo se disolvió para Ann. El tiempo, el espacio y hasta las mismas hojas energéticas cruzadas parecieron desaparecer a escasos centímetros de su rostro. Los ojos del sith ejercían una gran influencia sobre la jedi atrayéndola como por un campo de gravedad extrema hacia el horizonte mismo de un agujero negro. Y fue allí, en la profundidad de esos ojos donde vio algo que la espantó más que la presencia siniestra de ese ser: se vio a sí misma como reflejada en un espejo. Hasta el momento había estado ciega como para no ver su propio lado oscuro: la tristeza la había llevado a la arrogancia y esta al sentimiento de venganza contra aquel que había matado a su mentor.

Y entre el espanto y la confusión Ann reacciona…

Buscando atacar la línea central de su enemigo avanza en una estocada haciendo que Kalas reaccione levantándose de su asiento en un esquive lateral. Mientras Ann se pone de pié pretende hacer un corte transversal a la altura de su abdomen, mientras Kalas la bloquea invirtiendo su hoja energética con un giro de muñeca. Usando el rebote de su hoja, Kalas intenta un corte vertical directo a la cabeza de Ann y ésta lo bloquea horizontalmente mientras da un salto de 360º hacia atrás usando la forma ataru - ton su ma y aterrizando sobre una de las mesas.

-El lado oscuro le hace hábil en el combate- pensó Kalas quien hasta el momento no había hecho más que medirla…

Para Kalas, que había sido entrenado en la disciplina de combate Tëras Käsi obteniendo así un importante control en el dominio de su cuerpo, esta contienda era sólo un juego de niños al cual no estaba dispuesto a rechazar, pero tampoco deseaba ganar. De haberlo querido hubiera terminado con la jedi desde un principio, creía él.Mucho antes de plantearse el duelo ni bien notó su presencia en la cantina. Pero había algo en el interior de Ann que llamaba poderosamente su atención y no permitiría que se escape…


.

Por favor, Identificarse o Crear cuenta para unirse a la conversación.

Más
11 años 1 mes antes #23 por Joven Jedi
En la pantalla parpadeaba la señal de una gran nave imperial.

- Debe ser el famoso destructor estelar Singularidad... -pensé.

Eché un vistazo a mi alrededor y comprobé que el muchacho seguía fascinado con el holocrón.

- Vete a la habitación, allí estarás más concentrado y tendrás silencio para seguir con tu entrenamiento -le aconsejé.

El chaval no se lo pensó dos veces y accedió. Me atusé la perilla y comencé a repasar mentalmente todas las posibilidades que había. Dudé, medité y finalmente accioné el botón que tantos quebraderos de cabeza me estaba dando.

- ¿Destructor estelar Singularidad? -pregunté de forma estúpida.

- Identifíquese o será declarado como enemigo -amenazó una voz.

- Vengo en son de paz, sólo me preguntaba si podría negociar un trato con el general Darian...

Hubo un violento silencio y luego unos chascarridos.

- Aquí el coronel Sulamar, ¿con quien tengo el placer de hablar?

- Me gustaría comentarlo en privado con usted y su general, si no le importa.

- Está bien. ¡Sargento! ¡Abra fuego! -ordenó Sulamar.

- ¡No! ¡No! ¡Espere! -supliqué.

- Pues haga el favor de identificarse inmediatamente -insistió el coronel Sulamar.

- Me llamo Joven Jedi -contesté nervioso.

Otro silencio. Y este me gustaba menos.

- El general Darian le está esperando, Joven Jedi. Permite que nuestro destructor acople su nave.

Se cortó la comunicación. Me puse más inquieto todavía, maldita sea. La he cagado, no puedo dejar de pensarlo. Me reuní con el chaval y guardé todas las cosas de valor de esta nave. Se abrió la escotilla y allí me recibieron varios soldados imperiales, apuntándome con sus rifles de asalto. Me condujeron a través de los pasillos hasta la presencia del que deduje que era el coronel Sulamar.

- Joven Jedi... ¿me equivoco? -cuestionó.

- Está acertado -confirmé.

- Quizás algún día pueda hablar con el general. Puede que momentos antes de tu ejecución -hizo un gesto con su mano derecha.

- ¿Como? -me quedé totalmente paralizado.

- ¡Guardias! Llevad al preso identificado como THQ a la celda 11-38. En cuanto al muchacho, yo mismo hablaré con el general para aprobar su adiestramiento como soldado de asalto.

El chico me miró horrorizado, no entendía nada.

- Tranquilo, te sacaré de esta -musité.

Por favor, Identificarse o Crear cuenta para unirse a la conversación.

Más
11 años 1 mes antes #24 por Kalas Fett
El combate seguia sin sufrir grandes cambios, Ann intentaba darle a su rival, pero Kalas mas concentrado conseguia esquivar sus ataques facilmente mientras ataca con ataques no muy precisos, su intencion no era derrotarla sino acercarla a el, al lado oscuro.

-Kalas: Ann, no me puedes vencer, no con el poder que tienes, unete a mi ayudame en mis planes y te volveras mas fuerte y asi cumplir tu venganza.

Ann se sentia tentada por la oferta del sith, pero aun tenia algo de jedi y ese lado respondio a las palabras del sith mediante una buena serie de ataques, que como estaba siendo costumbre hacian que aunque Kalas se hechase hacia atras los lograba repeler sin apenas esfuerzo, era la diferencia entre una mente concentrada y unida ante una divida en dos, en la oferta de Kalas y entre el camino Jedi.

-Kalas: Si no te unes a mi.... te tendre que matar.

Kalas se estaba cansando de este juego y comenzo a atacar de manera algo mas seria de lo que estaba haciendo y por primera vez Ann ya estaba usando su forma ataru de forma completa usando la fuerza para realizar movimientos defensivos antes los ataques del sith que usaba el Vaapad como tecnica potenciado por sus conocimientos del Teräs Käsi.

El duelo se estaba volviendo mas agresivos Ann tambien reaccionaba pero se estaba agotando ya que estaba usando todos sus conocimientos y estaba agotando todas sus reservas de energia. Durante una seria rapida de ataques por parte de Ann, Kalas reacciono y le arrebato el sable y cayo arrojado a unos pasos de ambos, el sith amenazaba a Ann con su sable

-Kalas: Ultima oportunidad, unete, acepta tu camino has comprado el poder del lado oscuro, unete o muere

Pero Ann empujo a Kalas con la fuerza, recupero su sable, pero como estaba muy cansada y muy confundida huyo de la cantina.
Kalas se repuso y se levanto, pero era tarde Ann ya habia salido.

-Kalas: Volvera, tarde o temprano volvera....

Kalas tambien salio de la cantina era hora de tratar sus autenticos asuntos que le habia hecho regresar a Tatooine.

(Continuara, skyana avisa si quiere que edite algo)

«Korriban será lo que siempre ha sido. Un cementerio para los más oscuros Lores Sith, todavía susurrando en sus tumbas. Será siempre una fuente para el mal, sembrando amenazas a través de los milenios.»

Por favor, Identificarse o Crear cuenta para unirse a la conversación.