starwars: fansfiction


Rendering Error in layout Widget/Social: Call to a member function exists() on null. Please enable debug mode for more information.
Más
12 años 11 meses antes #721 por Asher
Respuesta de Asher sobre el tema starwars: fansfiction
Buenos dias a todos... quizas no haya sido un mensajero muy asiduo en este foro ultimamente, pero he estado aqui desde el inicio, y esta es una historia que siempre he querido publicar...
Esta serie de relatos que voy a empezar a postear cada cierto tiempo, es un proyecto que he querido hacer desde mucho tiempo. Si algunos reconocen algunas partes de esta historia, es comprensible, porque siempre he tratado de empezar a publicarla, pero jamas he llegado a compromterme del todo.

Bueno, sin mas introducciones, aqui va:

Star Wars: The Living Force

Han pasado 30 años desde la batalla de Yavin. Despues de la victoria rebelde en Endor, el Imperio Galactico fue derrotado despues de largas batallas. Pero los problemas no terminaron ahi. Aun cuando la Nueva Republica se consolidaba, una nueva amenaza, los Yuzzahn Vong, arrasaron con la galaxia, y despues de una victoria llena de sacrificios, la Republica ha luchado para levantarse. 10 años han pasado desde entonces. Los Vong desaparecieron tan repentinamente como llegaron, y los Jedi, junto con el alto mando de la republica, han unido fuerzas para restablecer la paz y la prosperidad. Pero no seria tan sencillo. Aparte de Coruscant y algunos planetas cercanos, se habia perdido contacto con el resto de la galaxia sin una verdadera razon.
Abandonados en una galaxia oscura y hostil, esos pocos planetas, que solían ser los más importantes de una inmensa unión, han empezado a mandar grupos de exploradores jedis, a restablecer contacto con los planetas perdidos y tal vez, solo tal vez, descubrir la causa de esta perdida.
Aun asi, no todos los exploradores jedi han regresado de sus misiones, y Luke Skywalker, lider del consejo, ha mandado a su mejor alumno y sobrino, Jacen Solo, junto con Tarken Starkiller, al sector más peligroso de todos lo perdidos, pero que sería el más peligroso de perder: Korriban.
***

Por qué una pistola? Tarken no para de hacerse la misma pregunta mientras, junto con Jacen, atraviesan los pasios del Tantive V. Justo cuando la pequeña nave salio del hiperespacio adonde, segun los calculos de las compatudoras de Coruscant, se encontraria el sistema Korriban, lo primero que vieron fue una inmensa flota de naves de otro tiempo. A los segundos de esta visión magnifica y aterradora, les empezaron a atacar sin razon alguna, y una de ellas, un crucero de tamaño inimaginable, los absorbio en sus entrañas. Ahora, parecia que lo que sea que viviera en uno de esos monstruos, habia entrado en masa en su pequeña nave de exploración, y atacaba la tripulación.
En una situación como esta, un jedi normal sacaría un sable de luz. Pero Tarken, sin saber por que, no tuvo mejor idea que sacar una pistola. Sabía que no era un muy buen jedi, que sus tecnicas en la fuerza no estaban desarrolladas, y quizas nunca lo estarían, pero una pistola???
"No es momento de pensar en tu pistola Tarken, mira enfrente tuyo"
Jacen. Como soportarlo. Y despues de todo, como soportar a un jedi? Un ser que podía saber todo lo que los demas piensan, modificar la realidad como les plazca. Monton de engreidos. Tarken pensaba eso de Jacen, y de todos los demas. Entonces por que el mismo se hizo jedi? Hasta ahora no lo sabia de verdad.
Sea como sea, Tarken levantó la mirada. Pero no había mucho que ver realmente. No es que no pasara nada. Era por el gas de escape, todo el oxigeno restante de la nave, que se escapaba por las escotillas, debido a los disparos de los atacantes. Se escuchaban disparos, gritos de ataque y de muerte, pero aparte, no mucho más. Aún así, Jacen parecía ver todo con perfeccion. Algun truco jedi que el aun no sabía? Quizas. De cualquier modo, Tarken opto por disparar de dojnde venían los disparos contrincantes.
De pronto, escucho una voz en au cabeza.
"Ven."
Era Jacen de nuevo...
Tarken no tenía muchas ganas de hacer caso, pero no era momento de ser infantil.
Los disparos se habían calmado, y despues de algunos pasos, Tarken pudo ver todo claramente. Jacen estaba discutiendo tranquilamente con un quarren, rodeado por un grupo de soldados, parecidos a los antiguos stormtroopers. Jacen, con su traje oscuro y poco elgante de explorador jedi, no parecía una gran amenza frente a ese inmenso alienigena, pero su seriedad compensaba largamente con su estatura. Cuando vieron a Tarken llegar, el quarren le lanzo una mirada llena de sospecha, pero Jacen le dijo unas palabras y se tranquilizo.




*por ahora tengo que dejar el texto aqui, pero lo editare para terminarlo donde se debe. Pueden dar su comentario ahora si gustan, pero tomen en cuenta que este capitulo lo estoy posteando aun sin terminar ni corregir.

Por favor, Identificarse o Crear cuenta para unirse a la conversación.

Más
12 años 11 meses antes #722 por Moon
Respuesta de Moon sobre el tema starwars: fansfiction
Estate seguro que te leeremos.

Asher, bienvenido al foro(por otra parte).

Maestro Jai de DW.



Buscando consumir las étereas voces en el silencio.

Por favor, Identificarse o Crear cuenta para unirse a la conversación.

Más
12 años 11 meses antes #723 por claalc
Respuesta de claalc sobre el tema starwars: fansfiction
¡Estupendo relato! Espero que le continues pronto, de veras, tiene muy buena pinta.

Os dejo otro de los míos, el primero de los treinta que escribí en 2005...

>>> CÓMO ENTRENAR A UN SITH <<<

Es más sencillo de lo que se piensa. Basta con ser tan cruel como cuando se pelea contra un enemigo. Sin mostrar piedad. Sin bajar nunca el listón, aumentado los niveles de dificultad y exigencia. Se debe fomentar el odio y la ira en el aprendiz hasta rozar los límites de la cordura. Y si se sobrepasan, no quedará más remedio que eliminarle y comenzar la búsqueda de otro candidato más capacitado.

En base a estas sencillas premisas, he entrenado con escaso éxito a casi una veintena de seres con fuerte arraigo en la Fuerza. A pesar de mi cuidado proceso de selección, basado en el espionaje de la vida diaria del posible candidato durante un período de tiempo de un mes, no he logrado obtener un aprendiz Sith que soportara el entrenamiento como es debido: manteniendo la cordura.

El último optó por suicidarse tras obligarle a dormir rodeado de serpientes de Dagobah. El ejercicio consistía en que debía mantener su odio vivo incluso en sus sueños, de modo que su mera presencia suscitara miedo en todo ser vivo a su alrededor. De esta forma, ahuyentaría a las serpientes sin mover ni un solo músculo y demostraría su plena conexión con el mayor aliado de un Sith: el miedo. Pero este aspirante comprobó que el miedo puede resultar un arma de doble filo, incluso para alguien que pretende llegar a convertirse en su manipulador. Si no se alcanza ese estado en el que no se le teme a nada, resultará imposible aliarse con el miedo. Y este devaroniano temió por su vida nada más verse rodeado de los venenosos reptiles.

Fue el candidato que más cerca estuvo de superar el entrenamiento. De hecho, si llega a pasar la mencionada prueba, le hubiera asignado su primera misión. Se había mostrado preparado en todos los aspectos, tanto físicos como psíquicos, desde el combate con espada láser hasta el dominio de los poderes del Lado Oscuro. Y a un nivel más que aceptable, por no decir sobresaliente. Pero, desafortunadamente, y para mi sorpresa, no superó el último de los ejercicios. Una verdadera lástima, pues tuve que volver a empezar desde el principio con un iridoniano, al que llamé Darth Maul por su sonrisa ennegrecida (Maul significaba “aquel que es temido por su sonrisa”).

Como siempre, lo primero que hice tras estudiarle durante su día a día, fue asesinar a todos sus familiares y amigos para, justo después, informarle de quién había cometido tal atrocidad: los Jedi. Poco más tuve que hacer para se convirtiera en mi servidor. El resto consistió en prometerle más poder que el que hubiera soñado nunca. Poder incluso para esquivar a la mismísima muerte.

Desde las primeras pruebas, le he visto mucho más capacitado que el resto de aspirantes, por encima incluso que el devaroniano. Su agilidad y ferocidad felinas, su instinto animal y, sobre todo, su conexión con el Lado Oscuro, me hacen presentir que, al fin, tras tantos años de búsqueda y entrenamientos fallidos, este zabrak será mi mano derecha en mi camino hacia la conquista de la galaxia.

*** FIN ***

No olvides visitar mi blog: (ACTUALIZACIONES DIARIAS)
blogs.inconforme.es/albertolopez/

Por favor, Identificarse o Crear cuenta para unirse a la conversación.

Más
12 años 11 meses antes #724 por Moon
Respuesta de Moon sobre el tema starwars: fansfiction
Una buena descripción de Sidious en sú búsqueda para conseguir llegar al Senado.
Cosa que debe agradecer a Maul, como así mismo.

Maestro Jai de DW.



Buscando consumir las étereas voces en el silencio.

Por favor, Identificarse o Crear cuenta para unirse a la conversación.

Más
12 años 10 meses antes #725 por claalc
Respuesta de claalc sobre el tema starwars: fansfiction
Aquí os dejo esta comedia, el relato nº2 de los que escribí en 2005...

>>> INTRANSIGENCIA <<<

¿Hay algo peor en la vida cotidiana que la intransigencia? “Disculpe, me he tropezado, no era mi intención mancharle el pantalón” – “Ya me está usted abonando 500 créditos” – “¡Pero si es una manchita de nada!” – “¿Quiere que le denuncie?” – “¡No, no, tome, tome, aquí tiene el dinero!”

Así es como se vive en el mundo de Firrerre, situado cerca de Endor, en el Borde Exterior. Nadie perdona nada. Todo conduce a disputas insalvables o peligrosas denuncias. Realmente no sé de dónde procede el problema: ¿son los ty-oncros intransigentes por naturaleza o su ley es tan rígida que se aprovechan de ella para sacar beneficio?

Afortunadamente, sólo vengo a este planeta dos veces al mes, cada vez que se celebra el Gran Mercado. Si viviera aquí, es más que probable que hubiera sido encarcelado en más de una ocasión por actos tan involuntarios como dar un pisotón o estornudar sin haberme tapado la boca. Peor aún, me hubiera quedado prácticamente sin dinero, porque toda pena, por leve que fuera, conllevaba sanción económica a favor del denunciante. Esa creo que era la causa de todo: si no hubiera dinero de por medio, ¡cómo cambiaría el asunto!

¿O tal vez no? Quizá sea culpa de la severidad impuesta por las leyes. Si no fueran tan estrictas, si se situaran a un nivel de exigencia similar al de otros mundos, no habría problema alguno.

¿O quizá tampoco? Si los ty-oncros son intransigentes por naturaleza, habría tantas disputas como ahora, con la diferencia de que no serían castigadas por la ley, lo que podría llevar a un aumento de la delincuencia callejera.

Debo despejar esta duda. Tengo que saciar mi curiosidad de una vez por todas. Llevo varios meses haciéndome estas mismas preguntas. Voy a ver si encuentro las respuestas que busco en la biblioteca pública.

Esta podría ser la sección: “Historia Firrerreana”. Vamos a ver… Este no tiene nada interesante. Este… tampoco. A ver este otro…

- “¡Lo tengo, aquí está!”

- “Disculpe, señor.”

- “¿Sí?”

- “Queda detenido por romper el silencio de la biblioteca.”

- “¡¡NOOOOOOOOOOOO!!”



*** FIN ***

No olvides visitar mi blog: (ACTUALIZACIONES DIARIAS)
blogs.inconforme.es/albertolopez/

Por favor, Identificarse o Crear cuenta para unirse a la conversación.

Más
12 años 10 meses antes #726 por claalc
Respuesta de claalc sobre el tema starwars: fansfiction
Y aquí el nº3 de 2005...

>>> MENUDO DEPORTE <<<

Siempre me habían dicho que el “poontroon” era uno de los deportes más agotadores de la galaxia. También era uno de los más famosos y practicados, especialmente en el Borde Exterior, donde ganarse la vida no era tan sencillo como en los mundos del centro, así que muchos se aventuraban a convertirse en poontroonianos.

Sin embargo, nunca había tenido la ocasión de ver la retransmisión de un partido. Hasta hoy.

Mis expectativas eran muy altas. No sabía nada de lo que iba a ver, pero, basándome en los excelentes comentarios que había escuchado, me esperaba disfrutar tanto como con el “Nantto” o el “Twitanter”.

Menuda desilusión me llevé: ¡los jugadores iban andando! A paso ligero, pero andando al fin y al cabo. ¿Qué esfuerzo podía suponer eso? Lo único que hacían era pasarse la pelota unos a otros mientras avanzaban por el campo contrario en dirección a una especie de tubo donde, obviamente, tenían que introducir el esférico. Más sorprendente aún era el hecho de que no había equipo rival. Entonces, ¿cuál era el objetivo del juego? ¿Encestar en el menor tiempo posible sin correr y haciendo el mayor número de pases? ¡Era totalmente absurdo, carecía de toda lógica! ¡Menudo deporte!

Traté de fijarme detalladamente en lo que estaba viendo para intentar dilucidar aquella patochada. Alcancé el mando a distancia y activé la opción “cámara personalizada” para poder hacer zoom sobre los jugadores. Observé que llevaban un traje realmente extraño. Lo mismo sucedía con las botas. Parecían tener pequeños bultos por todas partes, como si de sensores se tratara. Luego me fijé en el suelo. Curiosamente tenía el mismo aspecto.

En ese momento, uno de los jugadores cayó al suelo de una manera un tanto extraña: posando la rodilla izquierda. Sin haberse tropezado. No había obstáculos ni nada a la vista que le pudiera haber golpeado para que cayera de esa forma. A los pocos segundos, uno de sus compañeros cayó de costado mientras elevaba la pierna derecha para dar un paso más, como si algo le hubiera empujado por el lateral izquierdo. Resultaba gracioso de ver, sobre todo porque desconocía el por qué de aquellas caídas. No observé nada raro, salvo que aquellos que tocaban el suelo no volvían a levantarse. Sus compañeros, entretanto, seguían avanzado y pasándose la pelota en el momento en que alguno reducía el paso o caía al suelo.

No estaba entendiendo nada. Me sentía imbécil por completo. ¿Tan complejo podía ser aquel deporte? Se me debía estar escapando algún detalle. Seguramente debía ser algo relacionado con el material que componía tanto los trajes como el suelo. ¿Pero el qué?

Fue entonces cuando se me deslizó el mando de entre los dedos y cayó al suelo. En la colisión, se accionó el botón correspondiente al menú de opciones de visualización. Ahí encontré la respuesta: ¡no había activado la “ultravisión”! Este modo permitía ver los rayos virtuales que se utilizaban en algunos deportes, como era el caso. Al momento comprendí lo que antes no era más que un sin sentido.

El equipo que llevaba el esférico era disparado por su oponente, situado justo enfrente, a más de 50 metros del tubo en el que debía encestar, con este tipo de rayos, totalmente inofensivos, e invisibles si no se usaban los medios adecuados. Por eso los jugadores llevaban un visor especial en sus cascos. Si un jugador era acertado, la parte de su traje afectada aumentaba su atracción con el suelo. De ahí que ambos estuvieran hechos del mismo material. Por tanto, cuantos más disparos recibía un atacante, más pesado era su cuerpo, con lo que le resultaría más y más complicado el avance. Llegaba un punto en el que caían, quedándose pegados al mismo hasta que terminara la ofensiva. Este momento podía llegar de dos formas: cuando se puntuara o cuando la pelota cayera al suelo. Si el equipo era lo suficientemente bueno, esto ocurriría cuando sólo quedara un único jugador en pie.

Ahora también comprendo por qué el “poontroom” era uno de los deportes más agotadores de la galaxia: avanzar soportando la atracción del pavimento era muy costoso. Requería un esfuerzo nada recomendable para aquellos que no estuvieran bien entrenados. Además, exigía mucha fuerza en todo el cuerpo, especialmente en las piernas, pero también en los brazos, ya que debían hacer lanzamientos y recepciones de pases soportando un peso mayor si habían recibido algún rayo virtual en ellos.

- “¡¡Poontroom!!” – gritó el comentarista cuando el esférico entró en el tubo. El equipo atacante había puntuado y tenía derecho a otra ofensiva. Los defensores debían permanecer otra ronda tras la línea de tiro.

Al final, tengo que admitir que era cierto: el “poontroom” es un gran deporte.

*** FIN ***

No olvides visitar mi blog: (ACTUALIZACIONES DIARIAS)
blogs.inconforme.es/albertolopez/

Por favor, Identificarse o Crear cuenta para unirse a la conversación.